Albino vino y se va como vino. ¡¡ Adios !!

El gerente del SES se va por motivos de salud y la tensión con los médicos

Está a la espera de que el consejero Carrón le encuentre sustituto y asegura que deja el SES mejor que cuando entró hace 14 meses

HOY 12-10-12

Albino Navarro suprimió las consultas por la tarde e intentó aplicar una nueva jornada laboral
Albino Navarro Izquierdo, director gerente del Servicio Extremeño de Salud (SES), ha pedido el relevo y solo está a la espera de que el consejero de Salud y Política Social, Luis Hernández Carrón, le encuentre sustituto. Abandona el cargo por motivos de salud, pero también ha influido el desgaste sufrido, sobre todo en los últimos meses, por la aplicación de las medidas de ahorro que le han llevado a un enfrentamiento sin solución con los médicos.
Navarro, que llegó hace 14 meses a Extremadura después de haber ocupado importantes cargos sanitarios en Madrid, ha vivido en este tiempo las convulsiones de una Consejería inestable al máximo que va ya por su tercer consejero tras la dimisión de su primera titular Jerónima Sayagués y la destitución del sucesor Javier Perianes.
«En mayo tuve un problema de salud, posteriormente un par de achaques», explicaba ayer su marcha el responsable del SES, «pero he seguido trabajando normalmente hasta que en agosto presencié la muerte súbita de una persona cercana que me hizo reflexionar sobre mi situación personal y más cuanto estás alejado de la familia, por eso mi deseo por razones puras y estrictamente personales de ser relevado».
Navarro asegura que no es una dimisión por desacuerdo con la política aplicada ya que vino a la región apoyando la estrategia y el programa del gobierno de Monago, sigue apoyándolo y «trabajando a muerte con él», y solo es un relevo por motivos de salud y personales: «No hay nada más detrás. No hay ninguna otra motivación».
A este doctor madrileño le ha tocado la responsabilidad de ajustar los gastos del Servicio de Salud y el pulso no le ha temblado, aunque algunas medidas las ha podido aplicar y otras no. En todo caso ha sufrido personalmente el desgaste y sobre todo a lo largo de este año 2012; por ejemplo ha sido a él, y no a otro responsable político, a quienes los sindicatos médicos reclamaron la dimisión el pasado verano.
Tres facturas costosas
Tres medidas le han pasado factura aunque él no ha sido directamente responsable más que de dos; en primer lugar la publicación en abril pasado de los sueldos de la Junta superiores a 50.000 euros, un ‘hit parade’ en el que el 90 % de los puestos eran para médicos, puso a ese colectivo de uñas contra la Consejería. Posteriormente Navarro fue el principal promotor de las otras dos, la supresión de las consultas de tarde y el intento frustrado de aplicar la nueva semana laboral de 37,5 horas semanales.
La supresión de un plumazo en el mes de mayo de las consultas vespertinas dejó a 1.000 médicos de primaria sin 235 euros mensuales, en lo que no era sino una homologación (en otras regiones se llama complemento autonómico) con la media nacional.
Finalmente Albino Navarro provocó la rebelión de todo el colectivo sanitario, incluyendo ya también al poderoso de médicos de hospital, cuando dictó el 13 de julio una resolución para implantar las 37,5 horas a base de la realización de dos jornadas de tarde mensuales que suponían, por pérdida de peonadas de quirófano o guardias, otro zarpazo salarial.
Los médicos la incumplieron desde el primer día y Navarro quedó en mal lugar con la marcha atrás que tuvo que dar la consejería a mediados de agosto, aunque él afirmaba ayer que siempre se ha sentido apoyado y respaldado. En cualquier caso su situación empezaba a ser muy incómoda.
A pesar de que ambas partes llegaron a un compromiso, al ponerlo por escrito se ha topado de nuevo con la oposición de los facultativos, cuyos representantes le acusan de escasa capacidad negociadora y conciliadora. En relación a esas normas horarias rectificadas «malamente las puede aplicar quien no está de acuerdo con ellas», subraya un médico y dirigente sindical.
El consejero de Salud y Política Social lleva varias semanas barajando nombres para sustituirle y en un mes o mes y medio como máximo habrá relevo. La persona mejor situada es César Santos, gerente del área sanitaria de Badajoz y que lleva ya tiempo participando en las negociaciones con los médicos.

Deja un comentario

Ir arriba
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. VER
Privacidad